jueves, 3 de mayo de 2012

TEMA: CRISTO. LA PIEDRA VIVA y nosotros tambien


El nuevo pueblo de Dios

Por lo tanto, abandonad toda clase de maldad, todo engaño, hipocresía y envidia, y toda murmuración.
1Pe 2:2  Como niños recién nacidos, buscad con ansia la leche espiritual[a] pura, para que por medio de ella crezcáis y tengáis salvación,
1Pe 2:3  si es que realmente os habéis percatado de que el Señor es bueno.[b]

Cristo, la piedra viva 

1Pe 2:4  Acercaos, pues, al Señor, la piedra viva que los hombres despreciaron, pero que para Dios es piedra escogida y de mucho valor.[c]
1Pe 2:5  De esta manera, Dios hará de vosotros, como de piedras vivas, un templo espiritual, un sacerdocio santo que por medio de Jesucristo ofrezca sacrificios espirituales, agradables a Dios.[d]
1Pe 2:6  Por eso dice la Escritura:
“Yo pongo en Sión[e] una piedra
que es la piedra principal,
escogida y muy valiosa;
quien confía en ella[f] no quedará defraudado.”[g

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada